sector de la seguridad privada, empresas de seguridad, empresas de servicios, revista Seguritecnia
Revista Seguritecnia Edición impresa
Valoración
  • Actualmente 0 de 5 Estrellas.
Tu valoración
  • Actualmente 0 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
NOTICIA

Detenido un delincuente que robaba vehículos por encargo

22/10/2018 - Ministerio del Interior
La Guardia Civil ha detenido a un ciudadano de nacionalidad búlgara que actuaba en Madrid y utilizaba matrículas del Cuerpo Diplomático de la Embajada de Polonia para evitar controles policiales. El ladrón cometía los delitos por demanda de distintos grupos criminales.

En el registro del domicilio del detenido, la Guardia Civil –en el marco de la operación Diplo– ha encontrado llaves “vírgenes”, placas de matrículas de las embajadas de Rumanía y Jordania y de matrículas españolas y europeas, útiles para manipular números de bastidor y dispositivos electrónicos para el arranque de vehículos. Este material de última generación y de gran valor económico solo está disponible para profesionales del sector.

El acusado recorría con total libertad las calles de la capital española con el fin de localizar los modelos de los vehículos que le encargaban distintas organizaciones criminales. En el falso automóvil diplomático llevaba todo lo necesario para cometer el delito: un extractor de cerraduras, herramientas para acceder al mismo mediante el uso de la fuerza y para acceder también al puerto OBD y un dispositivo que anula el inmovilizador electrónico de la centralita. Todo ello le permitía lograr su objetivo en apenas 20 segundos. Una vez perpetrado el delito, únicamente le quedaba cambiar las placas de matrícula por otras para evitar que cualquier acción policial pudiese verificar que ese vehículo figurase como robado.

En el momento de la detención portaba documentación falsa, que correspondía a la de un vecino suyo de Bulgaria. Esto, junto con el uso de un supuesto vehículo diplomático, le permitía moverse por Madrid sin miedo alguno, puesto que evitaba los controles policiales. De hecho, no se desprendía de la documentación y matrículas originales de los coches robados. Sin embargo, cuando conducía alguno de los coches sustraídos la situación cambiaba, y en una ocasión se saltó un control policial, llegando a circular en dirección prohibida y poniendo en peligro a los peatones.

Llegó a España hace dos meses con el único propósito del robo de estos vehículos, y desde entonces cometía dos robos por semana. La Guardia Civil comprobó que en Bulgaria se encontraba en búsqueda y captura por hechos similares a los cometidos en nuestro país. Aunque la operación sigue abierta, la Autoridad Judicial ha decretado el ingreso en prisión del detenido.

Volver